CINU

Transcripción de la Conferencia UNCTAD XI, Junio 8, 2004

*Versión estenográfica no oficial

Juan Miguel Diez.
Buenos días, estamos listos para comenzar esta videoconferencia desde Río de Janeiro, como ustedes saben el propósito de esta conferencia es hablar un poco sobre la próxima sesión décimoprimera de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo, la UNCTAD XI, que se celebrará la próxima semana en Sao Paulo, Brasil.
Tenemos un presidium muy interesante dividido, una parte de él se encuentra en Río de Janeiro, donde está Carlos Fortín, Subsecretario General de la UNCTAD, la Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo, en Río de Janeiro, lo vemos en la pantalla; y se encuentra aquí también con nosotros el Sr. Salvador de Lara, Director General de Negociaciones Económicas Internacionales de la Secretaría de Relaciones Exteriores; y nos acompaña también un colega nuestro del Sistema de Naciones Unidas, el Sr. Juan Carlos Moreno Brit, quien es Asesor Regional de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, la CEPAL, ustedes conocen muy bien a Juan Carlos, pues él en colaboración con la UNCTAD nos ha acompañado ya en varias presentaciones de las publicaciones que genera la UNCTAD desde Ginebra. Así es que yo le daría la palabra a Juan Carlos Moreno para moderar esta Conferencia de Prensa.

Juan Carlos Moreno.
Muchísimas gracias Juan Miguel es una vez más un honor estar aquí con ustedes, gracias por su participación y una vez más estar colaborando con la UNCTAD que siempre tiene tratos muy interesantes e ideas muy, muy valiosas para el desarrollo de América Latina y en particular del mundo en desarrollo en general.

Como ustedes saben, el tema oficial de la conferencia es el aumento de la coherencia entre las estrategias nacionales de desarrollo y los procesos económicos mundiales, y sin más preámbulo quisiera darle la palabra al Sr. Carlos Fortín, Subsecretario General de la UNCTAD, allá desde Brasil. Bienvenido Carlos, aquí estamos.

Carlos Fortín.
Muchas Gracias, buenos días es un gran placer estar acá y poder conversar con colegas en Cd. de México acerca de esta Conferencia. Como se ha dicho en la undécima Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo, y comienza el lunes 14 de junio en la Cd. de Sao Paulo, el tema efectivamente es como fortalecer la coherencia entre las estrategias nacionales de desarrollo y los procesos económicos mundiales con miras a fomentar el crecimiento y desarrollo económico. Y la razón por la cual se escogió éste tema, es porque nuestros gobiernos piensan que en un mundo crecientemente globalizado, la interacción entre las estrategias nacionales de desarrollo y las políticas de desarrollo de los gobiernos y de los países, y el contexto internacional, el medio ambiente internacional, por así decirlo, ha llegado a un punto en el cual se hace cada vez más difícil tomar de estos recursos, sin embargo es importante separarlas, porque por un lado todos reconocen que la tarea de desarrollo es esencialmente de responsabilidad de cada gobierno, ellos son los que de hecho son dueños de la estrategia, pero por otro lado que el llevar a cabo estrategias de desarrollo exige que el medio externo, que el entorno en el cual se desarrolla a nivel mundial sea favorable al desarrollo. Es esta interacción la que la UNCTAD XI va a tratar de examinar, con miras a dar propuestas para hacer avanzar el proceso de desarrollo a nivel mundial.

No sé si quieren que diga algo más acerca de los subtemas, el tema global es el que acabo de indicar, pero está dividido en cuatro subtemas, que corresponden esencialmente a las principales líneas de trabajo de la Organización.

El primero es estrategias de desarrollo en un mundo globalizado, y la idea allí es como hacer para definir estrategias que asuman lo que han sido los logros y los beneficios de introducir políticas de estabilidad y de equilibrio macroeconómico, pero al mismo tiempo, reestablecer prioridades de carácter económico y social. Todo eso dentro del contexto de mundialización de la economía.

El segundo subtema se define como construyendo capacidad productiva y competitividad, la idea allí es la de ver como es posible que a través de la inversión, tanto de la inversión nacional como de la inversión extranjera directa, en el desarrollo de la empresa y en el desarrollo de la tecnología, se haga posible que los países en desarrollo puedan hacer uso de las oportunidades que ofrece una economía crecientemente mundializada.

El tercero que evidentemente está en este momento en el tapete de los debates internacionales, es el tema de cómo obtener ganancias en materia de desarrollo de los procesos que tienen lugar en el nivel del comercio, procesos de crecimiento al comercio de liberalización del comercio y de negociaciones comerciales internacionales. Y naturalmente está muy en el tapete porque después del esfuerzo por hacer avanzar el programa de trabajo de Doha, que tuvo lugar en la Conferencia Ministerial de Cancún, han quedado abiertos una gran cantidad de temas y de aspectos que deben ser enfrentados, y en los cuales estamos trabajando muy estrechamente con los colegas de la Organización hermana, la Organización Mundial del Comercio, para ver como podemos ayudar allí.

Y finalmente, el cuarto subtema se llama asociación para el desarrollo, es un esfuerzo por preguntarse como es posible movilizar, además de los gobiernos, que son evidentemente los principales actores en un organismo intergubernamental como es la UNCTAD, pero además hay otros actores muy importantes: las Organizaciones no gubernamentales, el sector privado, los sectores académicos, los parlamentos, los gobiernos locales, etc. La gama de actores que son importantes para el desarrollo se ha extendido, se ha hecho más compleja, y evidentemente Naciones Unidas debe responder a ese desafío. Sigue siendo una Organización Intergubernamental, de gobiernos soberanos, pero que además reconoce la presencia y la necesidad de la presencia de los otro actores.

Así es que ésta es la temática general, y esperamos que la Conferencia, en los cinco días que dure, es una Conferencia breve, está mucho más corta que las anteriores, solamente cinco días de trabajo intensivo, que conduzca a un resultado que haga avanzar la causa del desarrollo en el mundo contemporáneo.

Naturalmente estoy a la orden de todos los colegas que quieran hacer preguntas, comentarios u observaciones. Muchas gracias.

JCM.
Carlos, muchísimas gracias por tu valiosa síntesis que has hecho del trabajo, creo que sería oportuno pasar la palabra al Sr. Salvador de Lara, a ver una reflexión desde el punto de vista mexicano, desde el punto de vista de la cancillería.

Salvador de Lara.
Muchas gracias, yo quisiera antes de entrar a hablar un poco de UNCTAD XI y de algunos de los planteamientos que nos interesa llevar allá, es simplemente recordar y ubicar qué es UNCTAD, donde está, y porqué es interesante esta Conferencia.

Si ustedes recuerdan, desde el preámbulo de la Carta de las Naciones Unidas, donde se plantean los objetivos, donde se plantean los ideales, donde se plantean los propósitos comunes de los pueblos, se habla del compromiso de los pueblos de unirse para alcanzar entre otras cosas, el progreso económico y social, ese es un objetivo que siempre ha tenido Naciones Unidas desde que se fundó. Es uno de los Objetivos centrales del progreso, entendido como desarrollo, y esa es una preocupación permanente. Para esto Naciones Unidas tiene un sistema donde existen diversos organismos y existen también órganos de la propia organización. Uno de estos órganos es UNCTAD, que se fundó en 1964, la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo, que es un órgano intergubernamental permanente, no tiene el estatuto de un organismo, pero sí de una Conferencia permanente intergubernamental, y es por cierto el principal órgano de la Asamblea General de Naciones Unidas para tratar los temas de comercio y desarrollo.

UNCTAD tiene un objetivo muy concreto, que es apoyar a los países, obviamente a los países en desarrollo, para crear las mejores condiciones para que puedan aprovechar al comercio y a la inversión como fuentes de financiamiento para su expansión. Éste ha sido un gran tema de los últimos años, cómo financiar el desarrollo. Recordarán ustedes que se llevó a cabo en marzo de 2002 en la Cd. de Monterrey la Conferencia sobre Financiamiento para el Desarrollo. De ésta manera la UNCTAD se ha venido transformando y hoy es el centro coordinador de Naciones Unidas para reflexionar, para tratar temas vinculados a comercio e inversión, hay temas vinculados a finanzas, hay temas obviamente de desarrollo tecnológico, desarrollo sostenible, en fin, éste es el panorama. UNCTAD ha venido trabajando sobre la base de conferencias que se realizan cada 4 años, esta Conferencia tuvo como antecedente inmediato UNCTAD X, que se llevó a cabo en Tailandia, y de donde surgió un plan de acción, el plan de acción de Bangkok, esto me llevaría a hablar de algunos de los puntos que a México le interesa impulsar en UNCTAD, quiero por ejemplo destacar que en primer lugar, nos importa seguir trabajando sobre la base del plan de acción de Bangkok, impulsarlo, completarlo, además de contribuir a la ejecución de diversos programas que tienen que ver con la articulación de la reflexión que dentro de Naciones Unidas se ha estado haciendo desde hace varios años, sobre el tema de desarrollo.

La reflexión de Naciones Unidas parte, como ustedes saben, de la Cumbre del Milenio, que se llevó a cabo en el año 2000 donde se plantearon objetivos los países, que se están comprometiendo a cumplir, que son básicamente para atacar la pobreza, para mejorar el bienestar de los pueblos sobre la base del desarrollo.

Estos objetivos planteados en la Cumbre de Milenio, se están atacando desde diversas perspectivas, uno por ejemplo, es el Plan de Acción que surgió de la Conferencia de los países menos adelantados, el Plan de Acción que nos interesa a nosotros también avanzar en su cumplimiento. Una segunda línea de trabajo es la planteada en el Plan de Acción que surgió de Johannesburgo, de la Cumbre de Desarrollo Sostenible, esto hay que articularlo con lo que surgió de Monterrey, de la Cumbre de Financiamiento para el Desarrollo, y finalmente dos cumbres, una muy reciente, la llevada a cabo en diciembre en Ginebra, que fue la Cumbre de la Sociedad de la Información, que se plantea como objetivo llevar a cabo acciones que no permitan que se abra, y al contrario, faciliten que se cierre la brecha digital entre países y al interior de los países.

Todo esto es complementario, desde luego, con el planteamiento de la Declaración Ministerial de Doha, entonces a nosotros nos interesa que los diversos aspectos que se están abordando en cada uno de ellos, avancen, que se vayan cumpliendo los objetivos en cada uno de éstos. Para esto, México además, está haciendo una serie de planteamientos, por ejemplo, uno tiene que ver con uno de los llamados "temas transversales", que es que en los diversos subtemas que se mencionaban hace un momento, esté por ejemplo presente la conciencia de tratar el tema de igualdad de género, ese es uno de los planteamientos también que nos interesan, fomentar acciones para un comercio agrícola más justo, es otro de los temas que nos interesa a nosotros impulsar. Y finalmente comentaría también que nos gustaría avanzar sobre el hecho de cómo el comercio internacional realmente puede cumplir el propósito que se le ha asignado en el nuevo modelo de desarrollo, que es de ser impulsor, de ser un mecanismo, no un fin, de ser un mecanismo para poder impulsar el desarrollo, para poder conducir el desarrollo. Esos son los puntos que quisiera destacar.

JCM
Sr. de Lara muchísimas gracias por su reflexión, antes de darles la palabra a ustedes para las preguntas o devolvérsela a Carlos si hay alguna aclaración que quiera hacer, el Sr. Subsecretario Carlos Fortín, me gustaría subrayar algunas de las conclusiones de UNCTAD sobre globalización y estrategias de desarrollo, puntos muy importantes que mencionó el Sr. Fortín, esto de que la responsabilidad del desarrollo es una responsabilidad nacional. Se puede crear un entorno internacional favorable o desfavorable al desarrollo, pero es una responsabilidad nacional, cada país tiene esa responsabilidad, no vale echarle la culpa al mundo en ese sentido, cada uno de los países tiene esa responsabilidad, y en particular como hace UNCTAD a su reflexión en términos de que ha pasado con la globalización, la apertura y las reformas, en términos de crecimiento económico los resultados han sido realmente decepcionantes, en particular la inversión interna, no ha reaccionado de la manera en la que hubiéramos deseado. Los coeficientes de inversión en la Región en América Latina en particular son especialmente bajos, y en el mundo en desarrollo en general distan de los niveles de un 25% que se necesitan para tener un crecimiento alto y sostenido, en este sentido me gustaría repetir y subrayarles entre las lecciones importantes que tiene el trabajo de UNCTAD, en la cual coincide CEPAL también con los colegas de UNCTAD, es que no se puede confiar solamente en las fuerzas del mercado y la inversión extranjera directa para lograr el aumento sostenido de la inversión nacional. El estado debe desempeñar un papel activo en este proceso, como los colegas afirman, los gobiernos nacionales deben crear un marco jurídico sólido para el comercio, construir infraestructura y favorecer la existencia de una fuerza laboral capacitada. Eso creo que es una conclusión muy importante, podríamos abundar en otras, pero si pudiéramos mantener éste como un tema central de unas conclusiones que mencionan los colegas de UNCTAD, me gustaría subrayarlo por parte nuestra, quisiera yo abrir la sesión de preguntas por parte de ustedes, salvo que el Sr. Fortín quisiera hacer una aclaración. Carlos, tienes la palabra, o si no la pasamos a los colegas para que te pregunten y saquen el jugo de todo el trabajo que has hecho.

CF
Muchas gracias, y muchas gracias por las excelentes presentaciones que acaban de hacer, que complementan todo lo que yo hubiera querido decir sobre el tema y colocan a UNCTAD en el contexto de los otros esfuerzos de la comunidad internacional, por hacer avanzar el desarrollo. Solamente dos puntos muy específicos que surgen inmediatamente de lo que ustedes acaban de decir. Primero los "temas transversales", efectivamente, además de los cuatro temas que yo mencioné, hay tres aspectos que en el fondo cruzan todos estos cuatro temas, y que son de esencial importancia para poder entender la problemática del desarrollo contemporáneo.

Primero es la relación entre el comercio internacional y la pobreza, la idea allí es de ver como es posible que el aumento y la expansión, y la liberalización del comercio tengan efectos positivos en el sentido de reducir el nivel de pobreza, y acercarse por lo menos al objetivo señalado en la Declaración del Milenio, que es reducir a la mitad la pobreza en el año 2015.

El segundo es la relación entre el comercio y el género, y el papel y la posición de la mujer en el proceso económico y en el proceso social. De nuevo la pregunta allí es como hacer para que el aumento del comercio internacional y su liberalización y su apertura, conduzcan a una mayor igualdad en la distribución de los beneficios entre hombres y mujeres.

Y el tercero tiene que ver con las llamadas industrias culturales, y la idea allí es ver como los países en desarrollo, que tienen evidentemente una ventaja comparativa importante, tales como la música, las industrias audiovisuales, como las publicaciones, como literatura, etc., como hacer de esa ventaja comparativa una ventaja económica real, por la vía de comercializar estos productos culturales a nivel mundial.

Así que quería agregar que va a haber actividades importantes en ese en particular, va a haber un seminario el día domingo 13, el día antes que empiece la Conferencia en Sao Paulo, y va a culminar con un concierto, en el cual tenemos el gran agrado de poder anunciar que va a participar el Ministro de Cultura de Brasil, que va a hacer un discurso primero, pero después va a interpretar canciones porque es Gilberto Ginu, uno de los más grandes músicos de la América Latina contemporánea.

El segundo punto tiene que ver con lo que tu acabas de decir, y es que efectivamente estamos hablando de cómo redefinir una función para el Estado. En un proceso en el cual, está claro que simplemente dejar, que las llamadas fuerzas libres del mercado, que evidentemente son difíciles de encontrar en la realidad, pero como hacer que ellas se vean suplementadas y dirigidas, guiadas, por un estado que entregue los parámetros básicos de funcionamiento económico, que salvaguarde los intereses de los más débiles o vulnerables, y oriente el desarrollo en una dirección positiva. Y éste es un tema importante porque está siendo objeto de un debate en el proceso preparatorio de la Conferencia, y va a continuar durante la Conferencia misma.

Es idea de los espacios de política, uno los fenómenos que se están produciendo en el mundo globalizado contemporáneo, es que áreas de política económica e instrumentos de política económica, que en el pasado eran exclusivamente de resorte de los gobiernos, eran solamente parte de su función de dirección económica, han pasado a ser ahora parte de acuerdos internacionales, que en esta medida limitan la capacidad de los gobiernos de implementar políticas económicas. Un ejemplo claro, es la cosa de las inversiones internacionales, que en los años 50 o 60, los gobiernos tenían en principio autoridad total para establecer las comisiones en las cuales aceptaban y atraían a la inversión extranjera, hoy en día esa libertad se ha reducido con la existencia de un acuerdo en la OMC, sobre aspectos del comercio relacionados con la inversión, que hace que algunos instrumentos, como por ejemplo algunos requisitos, en materia de exportación, en materia de componentes nacionales, etc., ya no sean posibles del punto de vista legal.

Entonces, todos entendemos que el establecer un régimen internacional, acordado y legal, para el comercio internacional, va a implicar que el renunciar a cierta capacidad de decisión política por parte de los gobiernos es una cosa natural. Parte de la soberanía económica se va a reducir por el hecho de asumir compromisos y obligaciones internacionales, y la pregunta es cual es el punto de equilibrio óptimo, en que por un lado se acepte el proceso de globalización y se acepte la necesidad de un régimen jurídico internacional para el comercio, pero simultáneamente se salvaguarde la capacidad de los gobiernos de poner en práctica políticas económicas, que ellos decidan soberanamente cuales son mejores para sus pueblos.

JCM
Muchísimas gracias, y habiendo planteado esta agenda me gustaría pasar la palabra a ustedes, les pediría únicamente si por favor se identifican de que medio son y el nombre de ustedes. Muchas gracias.


David Zúñiga (Periódico La Jornada)
El Banco Mundial dio a conocer recientemente que consideraba poco viable que se logren las metas del milenio para 2015, especialmente en el área de América Latina. Quisiera saber si la UNCTAD tiene un pronóstico al respecto, en que áreas estaríamos más rezagados o más adelantados.

CF
Hay un dicho que se usa mucho en Inglaterra, y es que es muy difícil hacer pronósticos, especialmente acerca del futuro, entonces es difícil efectivamente, el intentar cuantificar. Las metas son complejas y su obtención va a requerir de mucho esfuerzo y de muchos procesos que van a tener que convergir. Es cierto que hay dificultades serias, la que más nos interesa a nosotros, la UNCTAD, evidentemente es la reducción de la pobreza, la UNCTAD no trabaja específicamente en los sectores sociales, aun cuando nuestro trabajo evidentemente tiene implicaciones para ellos. Así que no entramos en intentar cuantificar metas en materia de educación, de salud, etc., pero claramente la reducción de la pobreza absoluta, en el sentido definida, en el sentido no del Banco Mundial, como aquellos que viven con menos de dos dólares diarios por persona, ese es un objetivo que hemos centrado nosotros. Nosotros pensamos que el obtener esa producción al año 2015 es posible para algunos países, pero para otros va a ser mucho más difícil, y los que se ven más afectados negativamente, por el proceso que tiene lugar en la actualidad, y para los cuales va a ser más difícil, son los países del África al sur del Sahara, y los países menos adelantados. Acabamos de publicar un informe sobre estos países, dos semanas atrás, se lanzó en Ginebra y en otras partes el informe sobre los países menos adelantados, ahí se hace un esfuerzo sino por cuantificar, por lo menos por tratar de explicar cuales son los cursos posibles de los acontecimientos, y la verdad es que efectivamente, la conclusión es que va a ser improbable que en la mayor parte de los países menos adelantados y de los países de África al sur del Sahara se puedan conseguir la meta de reducir a la mitad de la pobreza absoluta para el año 2015.

SL
Nada más un pequeño complemento, el próximo año, la Organización de las Naciones Unidas lo va a dedicar a evaluar los avances en dos aspectos: el cumplimiento de objetivos de la Cumbre del Milenio, y también avances en relación con los compromisos de la Cumbre de Financiamiento para el Desarrollo de Monterrey. Entiendo que el día de hoy los países, los miembros de la Comunidad de Naciones Unidas, están trabajando en la elaboración de sus informes que serán presentados el próximo año, y ahí podremos tener un panorama más claro de cual es la situación real.

JCM
Muchas gracias por la aclaración, ¿otra pregunta?

Lilia Carrillo (Periódico Reforma)
Sr. Carlos, al respecto de éste punto de equilibrio que se comentaba entre los gobiernos y el asunto de tener estos tratados comerciales, Esta situación de los Estados como queda. Me gustaría saber si usted ve en América Latina algún gobierno que esté más cerca de este punto de equilibrio, o por ejemplo, en el caso de México que es de los países que tiene más tratados de libre comercio firmados, esto implica también un menor margen para llegar a ese punto de equilibrio entre la salvaguarda y realmente la apertura comercial.

CF
El equilibrio no es fácil de conseguir evidentemente, como se dijo hace poco, la UNCTAD, surgió a la vida internacional, en un momento muy diferente del que vivimos hoy día. Hay una cosa que se mantiene invariable, es que la UNCTAD fue creada para hacer del comercio internacional un instrumento y una palanca de desarrollo. Ese objetivo se mantiene tan valido hoy día como lo era en el año 1964, cuando la UNCTAD fue creada, entre otras cosas a través de la acción de un gran latinoamericano, Dr. Raúl Prebisch, pero lo cierto es que en ese momento la forma en la que se veía la interrelación entre el comercio internacional y las políticas nacionales era diferente de la forma en que se ve hoy en día. Hoy en día todo el mundo reconoce que en general el mercado es el mejor asignador de recursos, y la empresa privada es el agente más dinámico de la actividad económica. En esa época la idea era distinta, se pensaba que el Estado tenía que tener un papel más directo en la producción de bienes y servicios, no solamente en orientar y en apelar el aparato económico en general.

Evidentemente que el aceptar, que el principio del mercado y el principio de la empresa privada, no significa aceptar la ideología de que el mercado sin ningún tipo de requisitos, ni de limitaciones, va a conducir a un resultado óptimo desde el punto de vista económico y social. Eso claramente no es así, se ha demostrado que no es así, y hay un intento de guía de revisar, y en los parámetros de ese tipo de política que a menudo se definió como el consenso de Washington, del cual, el objetivo de política era simplemente privatizar, desregular y abrir, liberalizar. Hoy en día se piensa que sin abandonar objetivos de liberalización y de equilibrio macroeconómico, es imprescindible que los Estados y los gobiernos, tengan un papel activo y dinámico, en orientar el proceso de inversión, en preocuparse del destino y de la dificultad de los más vulnerables, y en resolver las fallas y las deficiencias del mercado, que el mercado por cierto, no puede resolverse por sí mismo.

Así que el equilibrio es difícil, la UNCTAD ha seguido el proceso naturalmente en América Latina, y ve con satisfacción que hay compresión del problema, todos los gobiernos lo tienen claro, lo vemos en nuestras propias deliberaciones. En la UNCTAD existe un grupo latinoamericano y del caribe, el CRULAC, que es el grupo que negocia, los resultados de la Conferencia en nombre de los países de América Latina y el Caribe, ese grupo ha asumido con mucha claridad este tema, es el que ha estado a la vanguardia, de insistir en la necesidad de que sin dejar de lado la necesidad de disciplinas y de reglas internacionales y sin, por cierto, en algún modo tratar de desconocer o de eludir el cumplimiento de las obligaciones asumidas, con todo es esencial que los Estados mantengan la capacidad fundamental para poder aplicar políticas económicas, que además van a ser diferentes según el país, otro de los problemas con el consenso de Washington, es que era una receta universal, que se aplicaba a todos los países, en todas las circunstancias del mundo contemporáneo, y lo que se piensa crecientemente hoy en día, y esto no solamente la UNCTAD, hay grandes figuras de la economía internacional, como por ejemplo, Joseph Stiglitz, Premio Nobel de Economía, que fue vicepresidente del Banco Mundial y acaba de escribir un libro que se llama "Los oponentes a la globalización", en el cual exactamente dice eso, sino controlamos el mercado por la vía de un poder público que sea simultáneamente orientado al desarrollo y honesto, y por consiguiente le dé una orientación adecuada al proceso del mercado, sin eso, el mercado va a ser incapaz de entregar el tipo de resultados que todos esperamos. Muchas gracias.

JCM
Gracias Carlos, complementando nada más esta respuesta, quisiera yo añadir, que si bien se reconoce que este nuevo rol del estado, esta nueva responsabilidad central del estado, es obvio que para poder tener esa responsabilidad tiene que tener recursos, entonces uno podría decir que algo que si se necesita en prácticamente todos los países de nuestra región, al menos, y creo que coincidiríamos con Carlos igual, o con UNCTAD, esta visión de CEPAL es una reforma fiscal, ingresos mucho mayores a los que tienen nuestros estados en la región, pero sigamos con las preguntas de ustedes.

Ivette Saldaña (Periódico El Financiero)
Quiero saber, en momentos en que en la OMC están un poco atoradas las pláticas, porque los países en desarrollo y los países desarrollados no están llegando a un acuerdo en que les permita seguir abriendo la liberalización comercial o abriendo el comercio, cómo se les puede pedir, o cómo se va a pensar, que el comercio va a ayudar a ese desarrollo de los países, si muchos países desarrollados ahora, basaron su fortaleza económica, precisamente cerrando sus puertas, y ahorita les están pidiendo a los países en desarrollo que se abran. Cómo se va a poder lograr éste equilibrio, si países como Japón, Estados Unidos y la Unión Europea, sigan cerrándose y siguen otorgando subsidios que no van a poder dar nunca los países en desarrollo.

CF
Efectivamente, después de la Conferencia Ministerial de Cancún, se ha producido un proceso complejo, lento y difícil, de intentar hacer avanzar el proceso del Programa de Acción, del Programa de Trabajo de Doha, aún cuando se han hecho progresos todavía no se ha llegado al punto que todos esperaban, y es por lo menos tener un marco de negociaciones, que pudiera estar listo en el mes de julio, y que sirva para después iniciar negociaciones específicas.

Como todos sabemos, el punto de quiebre del esfuerzo de Cancún fue la cuestión agrícola, no fue así del punto de vista formal, porque la suspensión de la reunión se produjo con relación a los llamados "temas de Singapur", y específicamente a problemas de inversión. Fue en ese punto, en el cual algunas delegaciones hicieron saber, que ellos no estaban dispuestos a continuar negociando a menos que hubiera un principio de acuerdo, para que en los "temas de Singapur", y en particular de inversión, fueran parte del resultado final de la Reunión Imperial.

Cómo vemos nosotros el proceso en éste momento. La UNCTAD sigue pensando que el liberalizar el comercio es un objetivo deseable de la comunidad internacional, la UNCTAD no piensa que el proteccionismo sea una solución en general, la UNCTAD piensa eso sí, que la liberalización debe ser hecha de forma que tome en cuenta los costos transicionales, que tienen lugar como consecuencia de la liberalización, y que varían mucho; en el caso por ejemplo, de los países menos adelantados y de los países más pobres, el costo más serio es la caída de los ingresos fiscales, resultante de la reducción de aranceles. Muchos países de África sus gobiernos viven específicamente del cobro de aranceles - - - - -(inaudible) - - - - - y si acaso se produce una liberalización que reduzca los aranceles, se le va a producir un problema fiscal de inmediato. En otros casos no es tan así, las finanzas fiscales son más diversificadas y más complejas, pero hay otros costos, por ejemplo la industria nacional se ve afectada cuando se produce una liberalización súbita, por el influjo violento de productos importados, que pueden ser producidos en condiciones diferentes y por consiguiente pueden ser más baratos.

Lo que se trata de buscar es el equilibrio de nuevo, entre un proceso continuo y progresivo y deseable de liberalización comercial, con el hecho de que los países en desarrollo requieren de apoyo para poder enfrentar esa liberalización, para hacerla que sus costos sean aceptables y tolerables, para hacer que sus efectos vayan en dirección al desarrollo.

Un caso importante en este frente es la cosa de los servicios, el sector servicios es un sector de mucho interés para los países en desarrollo, porque es un área en la cual tienen ventajas comparativas importantes, un sector en el cual, más importante que la inversión, esa inversión de capital duro, es el conocimiento, la información, las habilidades, las capacidades y las ventajas que puedan tener de estos frentes los países en desarrollo. Así que para los países en desarrollo la liberalización del comercio, en las series que le interesan a ellos es muy importante, así como es importante el que haya algún grado, sino de protección, por lo menos de cuidado, el liberalizar sectores de servicio que son de interés para los países en desarrollo.

Aquí se plantea evidentemente uno de los grandes temas de los debates en este momento en la OMC, que es el llamado modo cuatro del Acuerdo General sobre Comercio y Servicios, que es el movimiento de personas naturales. Como ustedes bien saben, el acuerdo general sobre el sector comercio y servicios, contempla cuatro formas de comercio internacional de servicios, que son primero aquellos casos en los cuales el servicio se presta a través de fronteras por vía electrónica; el segundo en el caso en el cual, el consumidor de los servicios se traslada a otra economía a recibir el servicio, por ejemplo el que va otro país a recibir asistencia médica; el tercero, la presencia comercial de empresas de un país, prestando servicio en otro país; y el cuarto es el movimiento comercial natural, que es el movimiento de trabajadores que cruzan una frontera, para entregar servicios, a menudo es un trabajo no calificado.

Lo que los países en desarrollo resienten, y protestan en contra de ellos es que los tres primeros modos de servicios han sido objeto de negociaciones cuidadosas y están en proceso de ser liberalizados, y en cambio el cuarto que es el que más le interesa a los países en desarrollo porque es aquél en el cual su ventaja comparativa, que es el trabajo abundante, puede ser utilizado internacionalmente, ese cuarto modo todavía está en pañales y no ha avanzado mucho.
Así que, de nuevo la respuesta es, se va a progresar, pensamos nosotros en la UNCTAD, en el proceso de conseguir los objetivos de la Ronda de Uruguay y los objetivos del Programa de Trabajo de Doha en la medida en que la cuestión de desarrollo se incorpore auténticamente a las negociaciones comerciales y pase a ser uno de los parámetros con los cuales se juzgue tanto la elección de la agenda de las negociaciones como el resultado y el contenido de las negociaciones mismas.

Lourdes Godínez (CIMAC)
Se habla de un impulso a los temas transversales o a los temas de género, en este sentido ahora en la reunión de la CEPAL uno de los temas a discutir es el de pobreza y empoderamiento, a mi me gustaría saber cuál es la situación de las mujeres de América Latina y qué acciones concretas se van a dar para impulsar para el tema de género.

CF
Efectivamente la CEPAL ha hecho un trabajo pionero de muchos años en tratar de hacer un poco la geografía de la pobreza en América Latina y su evolución y recientemente se ha preocupado en particular de esta temática por el hecho de que evidentemente la cuestión de la pobreza ha pasado al centro de las preocupaciones internacionales cuando fue uno de los objetivos que se fijaron en la declaración del milenio y en sucesivas declaraciones posteriores, así que nosotros descansamos mucho en el trabajo de la CEPAL para analizar la temática de la pobreza en América Latina pero tenemos un trabajo específico nosotros hoy por eso en América Latina utilizamos los materiales de la CEPAL, el trabajo nuestro se dirige a los países menos adelantados que son en su mayor parte africanos, pero no solamente, porque allí la UNCTAD si es el punto focal para todo el sistema para el análisis de estos países. Lo que nosotros deducimos del trabajo de la CEPAL es que en América Latina ha habido evidentemente progreso en el sentido de reducir en algunos países la pobreza absoluta, en términos absolutos del número de pobres, pero que en otros casos no ha sido así y que en definitiva el grado en el cual la pobreza se vea reducida por el aumento del comercio internacional es función de otros factores de la economía del país respectivo, en particular se ha descubierto que en cuanto más desigual sea la distribución del ingreso en el país, para comenzar, menos efectos positivos sobre la pobreza va a tener una liberalización del comercio. Si en una economía los grados de desigualdad de ingresos son menores que en otra está economía está en mejores condiciones para liberalizar su comercio y hacer que su liberalización produzca una reducción de la pobreza, pero efectivamente habría que ver país por país y como digo ese trabajo lo está haciendo fundamentalmente la Comisión Económica para América Latina.

David Zúñiga (La Jornada)
Son dos puntos, en México y en otros países de América Latina se ha analizado la necesidad de reconstruir o crear o reforzar cadenas productivas para aumentar la oferta exportable, apoyar a sectores que han sido afectados por la apertura, ¿la UNCTAD analizaría la posibilidad de flexibilizar, modificar acuerdos de libre comercio? Ese sería uno de los puntos, y el otro se refiere a China ¿Cuál va a ser, si se le va a dedicar un capítulo en particular a China como mercado, como fuente de inversión o como factor de competencia para el resto del mundo en desarrollo?

CF
El tema del impacto de la integración creciente de la economía China en la economía mundial es muy central a las preocupaciones de la ONU, como ustedes saben China, después de su ingreso a la OMC, pero incluso antes digamos, estaba expandiendo su presencia en el mercado mundial en el doble sentido de aumentar sus exportaciones pero al mismo tiempo también de aumentar sus importaciones en una gama bastante amplia de productos, hay quienes pensaban que esto iba a presentar dificultades serias para otros países en desarrollo que eran competidores del tipo de productos que China puede exportar que son productos básicamente intensivos en mano de obra, la verdad es que hasta ahora ese tipo de temores no han resultado ser justificados y si algo ha pasado es que la presencia de China en la economía mundial ha servido para, por lo menos si no resolver, aliviar algunos problemas importantes, el más serio de ellos es el problema de la caída de los precios de los productos básicos, de las materias primas, en el cual durante el periodo que culminó el año 2002-2003 se produjo una caída bastante violenta de todos los productos básicos de los precios internacionales, esta caída se ha revertido en buen número de casos, no en todos, pero por ejemplo los precios de los metales han repuntado, los precios de algunos productos agrícolas, especialmente aquellos que China consume han repuntado y ello porque China es un mercado con una potencialidad de demanda enorme, y que en la medida en que se desarrolle, y lo sigue haciendo, la taza de crecimiento de la economía China está volviendo a los niveles históricos recientes, de 10% al año, en esa medida, la demanda China va a ser una fuente de dinamismo de la economía mundial.

Es cierto que la oferta China de bienes al resto del mundo va a entrar en competencia en algunos casos con la de otros países, pero la experiencia del Sudeste Asiático, indica que eso no necesariamente implica que se produzca un exceso de oferta. Lo que se empieza a producir es un proceso de creciente especialización, que hace que los otros países empiecen a utilizar nichos del mercado, lo cual la propia economía China no puede hacer, de forma que en vez de producirse una incompatibilidad, se produzca una complementariedad. Así, que sin perjuicios de que el proceso está en sus comienzos, en este momento la expectativa es que la presencia, y la creciente incidencia de la economía China en la economía mundial, no va a ser un factor negativo, sino que va a ser un factor de dinamización del proceso económico mundial.

JCM
Carlos gracias, quisiera antes de cerrar, darle la palabra al Sr. Salvador de Lara para alguna reflexión final desde el punto de vista mexicano, después devolvérsela al Sr. Fortín, y hacer un comentario final desde mi punto de vista

SL
Simplemente a manera de reflexión final, lo que llama la atención, y lo que creo que es muy importante no perder de vista, es como ha vuelto al centro de la preocupación de la comunidad internacional el tema del desarrollo. El tema de desarrollo había estado fuera de la discusión, a pesar de los esfuerzos que muchos hacían, notablemente UNCTAD y algunos otros organismos u órganos, donde trataban de recuperar este tema o de mantenerlo como un tema central, cuando la comunidad en muchos centros estaba preocupada más por temas de estabilidad, y este tipo de cosas. Hoy vemos una serie de acciones en muchos frentes y con muy distintos enfoques, pero todos encaminados al tema del desarrollo. Creo que ese es un punto que no debemos perder de vista. Gracias.

JCM
Muchísimas gracias Sr. Director General Salvador de Lara. ¿Carlos, alguna reflexión final antes de cerrar la sesión?

CF
Si, solamente para confirmar totalmente lo que se acaba de decir. El desarrollo de hecho en el momento cumbre de predominio de la ideología liberal, y del consenso de Washington, el desarrollo se empezó a considerar solamente como un subproducto del proceso de liberalización de la economía. Era como decir, es cosa simplemente de liberalizar, abrir, privatizar y desregular, y el desarrollo va a seguir como consecuencia.

Esa concepción ideológica creo que está abandonada efectivamente, nadie piensa que eso sea así, todos piensan que es necesario hacer un esfuerzo deliberado y conciente, y coordinado de la comunidad internacional, para hacer posibles las metas de desarrollo. Y es importante señalar que esto incluso ha penetrado a la OMC, la OMC no es una organización creada para el desarrollo, es una organización creada para liberalizar y expandir el comercio internacional, cuyo objetivo final era el de eliminar toda forma de relación que no fuera la cláusula de la nación más favorecida, y los principios de reciprocidad y no discriminación. Ese es el objetivo, el desarrollo iba a ser consecuencia del proceso creciente de liberalización del comercio. Hoy en día nadie cree eso, todos piensan que es efectivamente, necesario que la cuestión de desarrollo se plantee, se coloque en la mesa como uno de los temas importantes, y es por eso que se habla de que Programa de Trabajo de Doha es una agenda para el desarrollo en materia de comercio internacional.

JCM
Carlos, muchísimas gracias, muchísimas gracias por la participación de ustedes. Quisiera nada más subrayar el tema que ha mencionado Carlos Fortín, Subsecretario de UNCTAD, la importancia del desarrollo, así que basta ver el póster detrás de él que dice: "creando una vinculación entre comercio y desarrollo", no perder de vista que ese el objetivo central, como se le hace para promover una agenda de desarrollo. Recordemos que en particular en América Latina, cerca del 50% de la población en muchos países es una población pobre, se puede hablar de liberalizar, se puede hablar de muchos instrumentos, pero finalmente son instrumentos que hay que ver como el Estado, en este nuevo papel que se le reconoce, que se le pone, que se debe de aceptar, como le va a hacer para tener recursos suficientes para promover e identificar esa agenda que como bien decía Carlos y bien decía el Sr. de Lara, es una responsabilidad nacional.

Muchísimas gracias por ustedes. Carlos, les deseamos muchísima suerte es estos trabajos, mucha envidia por el concierto al que asistirás, no sólo las reflexiones, me encantaría estar allá, y bueno, aquí estamos a tus ordenes como siempre desde CEPAL, y muchas gracias a los colegas del Centro de Información de Naciones Unidas, buenas tardes.

Webcast