BOLETIN ONU
Naciones Unidas - Centro de Información, México
No. 10/012
18 de enero de 2010
 

Declaraciones del Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon sobre la situación en Haití

  • Traducción no oficial de la  transcripción no oficial del encuentro con medios del Secretario General de las  Naciones Unidas.
 

Damas y caballeros,

Como ustedes saben, visité Haití durante seis horas, e instruí al Consejo de Seguridad en mi durante mi visita a Haití. Vi una gran destrucción y una gran necesidad. Haití necesita apoyo inmediato y urgente y requiere una respuesta masiva por parte de la comunidad internacional.

En las conversaciones que tuve con la gente en la calle el día de ayer, escuche un claro mensaje de ellos. Dijeron: Necesitamos de las Naciones Unidas. Necesitamos trabajos. Necesitamos agua y alimentos.

Ha estado llegando la ayuda y aún hay más por llegar. Pero para aquéllos que lo perdieron todo, sé que la ayuda no será suficiente. Así que mi visita tuvo dos propósitos:

El primero, quería ayudar a asegurar la coordinación de la enorme cantidad de ayuda que está entrando al país. El segundo, quería estar al lado de los haitianos y del personal de las Naciones Unidas durante este periodo de gran necesidad.

Resaltan dos retos: el primero, destapar los embudos. Necesitamos asegurarnos de que nuestra ayuda está llegando a las personas que la necesitan, tan pronto como sea posible. Insto a todos los donadores a que mantengan un estrecho contacto con el PMA [Programa Mundial de Alimentos] y la OCAH [Oficina Para la Coordinación de Asuntos Humanitarios].

 El segundo reto que es el más importante es la coordinación. MINUSTAH [Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití] y los países clave que despliegan tropas bilaterales han aceptado liberar la división de responsabilidades para el apoyo de la seguridad y el humanitario. Estamos trabajando para asegurarnos de que los arreglos de coordinación humanitaria sean lo más fuertes posible.

Para avanzar con todos estos objetivos, recomiendo que el Consejo de Seguridad aumente el número de agentes de policía de Naciones Unidas en la Misión a 1,500 o el 67 por ciento de los niveles actuales. También recomiendo que el Consejo de Seguridad impulse el número de tropas a 2,000, casi un aumento del 30 por ciento durante seis meses.

Las escena s desgarradora que vi ayer nos fuerzan a actuar con rapidez y de manera generosa, hoy y a largo plazo. El pueblo de Haití necesita ver que hoy es mejor que ayer. Necesitan creer que el futuro será mejor que el pasado. Esa es nuestra responsabilidad universal. Deberá ser nuestro compromiso mundial.

Muchas gracias. Estaré listo sólo para dos preguntas, debido a que tengo una reunión en el ayuntamiento con mi personal.
P: ¿Cuál es su experiencia personal? ¿Cuál es la escena más emocional que vio?

SG: Fui a Haití con gran tristeza, como podrán imaginar. La situación es grave y aplastante. Todo el país, toda la ciudad, están devastados. Es  inaudito. Es uno de los desastres naturales más graves y de mayor alcance en las décadas recientes.

Para las Naciones Unidas, de nuevo, fue la pérdida más grande en la historia de la organización. Eso agrava todo y tuve sentimientos encontrados. Mientras vimos signos de esperanza al recuperar, rescatar a la gente, tanto de nuestro personal como de los civiles, aún no estamos seguros sobre cuántas personas están debajo de los escombros sin saber cuál será su destino. Hay una gran necesidad humanitaria a la cual debemos responder. Por ende, me sentí muy triste con todo lo que he visto.  

Al mismo tiempo, vi en los rostros de los haitianos que estaban muy calmados y pacientes y tratando de superar sus dificultades y estaban muy agradecidos con la comunidad internacional.

P: ¿Discutió la posibilidad de que las Naciones Unidas tomaran el control de la coordinación, debido a que vimos que el fin de semana los estadounidenses estaban regresando para dirigir en el aeropuerto? ¿Dijo algo al respecto?

SG: Como ya mencioné, de momento, este es el asunto más importante: cómo coordinar el envío efectivo de y coherente de ayuda sin desperdicios y sin perder tiempo ni ayuda humanitaria. La comunidad internacional apoya que las Naciones Unidas tomen el mando como coordinador. No hay duda sobre ello. Las Naciones Unidas continuarán haciéndolo y trataremos de tener un mecanismo establecido de una forma más estructurada.

P: Los Médicos Sin Fronteras estuvo construyendo durante el fin de semana un hospital provisional. ¿Qué pasos tomarán las Naciones Unidas para asegurarse, al menos en el aeropuerto, de  que este tipo de instalaciones necesarias pueden entrar?

SG: Existe una situación abrumadora, embotellamientos, en las instalaciones del aeropuerto y en las condiciones de los caminos y al entregar los alimentos. El gobierno de los Estados Unidos ha estado ayudando al gobierno de Haití con equipo de la torre de control. Como ustedes saben, se dañó la torre de control mientras que la pista se mantuvo en buen estado. Por ende, las Naciones Unidas coordinan muy de cerca junto con las autoridades de los Estados Unidos para conseguir una operación fluida y estoy agradecido de que el gobierno de los Estados Unidos haya manejado con rapidez y de manera efectiva con esta situación, en cercana coordinación con las Naciones Unidas. Edmond Mulet ha coordinado de cerca con el embajador de los Estados Unidos y con otros no donadores clave en el aeropuerto.

 

Presidente Mazaryk no.29, piso 2
Col. Chapultepec Morales
C.P. 11570
tel. 5263-9727


www.nacionesunidas.org.mx

* Sólo para uso informativo, no es documento oficial