BOLETIN ONU
Naciones Unidas - Centro de Información, México
No. 06/030
11 de mayo de 2006
 

 

Diálogo y consensos, viables e indispensables para el Desarrollo Nacional y el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio

 

 

* El Sistema de las Naciones Unidas en México terminó la Consulta Nacional sobre los Objetivos de Desarrollo del Milenio, compromisos que México asumió para el 2015.

* 150 líderes de opinión y tomadores de decisiones coincidieron en señalar que la falta de diálogo abierto y consensos claros sobre cómo avanzar constituyen uno de los principales obstáculos para abatir la desigualdad e impulsar el desarrollo.

* Entrevistados de distintos ámbitos de la vida nacional expresaron disposición a participar en un proceso de diálogo nacional, plural e incluyente.

* Concluye estudio, sin precedentes, que están dadas las condiciones para un diálogo democrático en México, que permita consensuar una agenda de desarrollo que tome como punto de partida los ODM.

Esta mañana, la Organización de las Naciones Unidas presentó en México los resultados de la Consulta Nacional sobre los Objetivos de Desarrollo del Milenio. La Consulta tenía como objetivo evaluar la viabilidad de un diálogo nacional, plural e incluyente para el desarrollo nacional, tomando como punto de partida los objetivos y metas suscritos por México en el marco de la Declaración del Milenio.

El Sr. Thierry Lemaresquier, el Coordinador Residente de Naciones Unidas en México, enfatizó que “nos complace mucho la amplia aceptación que tienen los ODM como punto de partida para el diálogo. Los resultados de la Consulta ahí están. Ahora toca a los actores dar un nuevo impulso para que, a través del diálogo incluyente, se encuentren las mejores formas para avanzar en la construcción de un país con las mismas oportunidades para todos.”

La Coordinadora de la Consulta, Mara Hernández, señaló: “pese a que hay cierto escepticismo entre los entrevistados sobre la disposición de otros actores a participar de buena fe, prevalece un entusiasmo generalizado en torno a la posibilidad de un gran diálogo nacional, y el reconocimiento a que nadie lo puede hacer sólo”.

La Consulta implicó la realización de más de 150 entrevistas directas a actores claves que fueron agrupados en 11 sectores. Fueron entrevistados empresarios, medios de comunicación, gobernadores, secretarios de Estado, organizaciones de la sociedad civil, presidentes municipales y legisladores, así como líderes religiosos, campesinos, sindicales, populares, indígenas y migrantes. En un ejercicio sin precedentes, la Consulta permitió conocer la perspectiva de los distintos actores en relación con los ODM, el desarrollo nacional y la construcción de acuerdos.

En Informe sobre dicha Consulta, subtitulado, “Rumbo a un diálogo democrático nacional”, destaca las siguientes coincidencias entre entrevistados de todos los sectores:

  • La pobreza y la desigualdad son fenómenos que se encuentran en niveles inaceptables si los comparamos con las capacidades del país.
  • El nuevo contexto democrático del país requiere nuevas fórmulas para construir acuerdos.
  • Es urgente generar un proceso de diálogo plural, para acordar una agenda mínima de desarrollo y cooperación.
  • Los ODM, coincidieron, son un punto de partida valioso para generar un acuerdo en torno al desarrollo y el combate a la pobreza, pero es necesario adecuar estos objetivos al nivel de ambición que tiene México para el 2015.

Expertos en procesos de construcción de consensos señalan que la percepción de interdependencia entre los actores involucrados, el sentimiento de urgencia hacia el logro de acuerdos, y la disposición generalizada a sentarse a una mesa de diálogo, son tres condiciones necesarias para darle viabilidad a un proceso incluyente de construcción de consensos. Las entrevistas de la Consulta indican que estas tres condiciones están presentes en el caso de México.

Por ello, la Consulta concluye que es viable un proceso de diálogo para consensuar una agenda de desarrollo nacional, siempre y cuando se satisfagan los requisitos mínimos que los entrevistados establecieron para participar. Destacan dos requisitos:

  • Generar sinergias con iniciativas de diálogo y construcción de consensos, que ya está en marcha.
  • Crear un espacio de diálogo imparcial e incluyente, que trascienda las agendas de los grupos
    de interés particulares.

Los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM)

En septiembre de 2000, en la Cumbre del Milenio de las Naciones Unidas, 189 dirigentes del mundo acordaron una serie de metas y objetivos medibles y con plazos para combatir la pobreza, el hambre, las enfermedades, el analfabetismo, la degradación del medio ambiente y la discriminación contra la mujer y crear una asociación mundial para el desarrollo.

Este pacto internacional, que ahora se conoce como los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), fue acordado por todos los Países Miembros de las Naciones Unidas. Los ODM se centran en el ser humano, deben lograrse dentro de plazos definidos y se pueden medir.

Sus metas son erradicar la pobreza y el hambre, mejorar la educación, la equidad de género y la sostenibilidad ambiental, incrementar la salud y fomentar una asociación mundial para el desarrollo.


Objetivo 1. Erradicar la pobreza extrema y el hambre
Objetivo 2. Lograr la enseñanza primaria universal
Objetivo 3. Promover la igualdad entre los sexos y la autonomía de la mujer
Objetivo 4. Reducir la mortalidad de los niños menores de 5 años
Objetivo 5. Mejorar la salud materna
Objetivo 6. Combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades
Objetivo 7. Garantizar la sostenibilidad del medio ambiente
Objetivo 8. Fomentar una asociación mundial para el desarrollo


 

Presidente Mazaryk no.29, piso 2
Col. Chapultepec Morales
C.P. 11570
tel. 5263-9727


www.nacionesunidas.org.mx

* Sólo para uso informativo, no es documento oficial